Sábado Marzo 25, 2017

AUNQUE PESE

Cuarto Informe vacío de poder.-Transcurrió el cuarto Informe de Gobierno del Presidente Peña Nieto en el peor de lo escenarios, apenas transcurrida la visita del aspirante presidencial estadounidense, Donald Trump, que exhibió la sumisión del mandatario mexicano al poder del imperio.

Al candidato republicano Peña Nieto le dio trato de Jefe de Estado, le permitió llegar al hangar presidencial, lo traslado en helicóptero oficial y en la conferencia de prensa lo presentó como su igual, cuando no lo son.

El inusual trato a un visitante que no representa un Estado fue precisamente para una persona que ha insultado a los mexicanos, los ha despreciado y amenaza con la construcción de un muro que evite la entrada de indocumentados mexicanos a Estados Unidos, mismo que asegura pagará México.

El bajo perfil con el que Peña Nieto se presentó frente a Trump indignó a los mexicanos que esperaban, al menos, una posición firme de defensa a la soberanía nacional y a los mexicanos de quien los representa en el gobierno federal pero no fue así.

Al siguiente día se cubrió un triste ritual de presentación del IV Informe de Gobierno al Congreso por parte del Presidente representado por el secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong y por la noche Peña preparó su show alterno con un grupo seleccionado de jóvenes, ante quienes pretendió reivindicar su imagen, sin lograrlo, claro.

Quedan para Peña dos años tres meses al frente del gobierno con una debilidad mayúscula y con un descrédito aún mayo por una estela de hechos que lo evidencian como un mandatario sin sensibilidad política, con serios cuestionamiento por conflictos de interés, violación a los derechos humanos, ejecuciones extrajudiciales.

Por si todo ello fuera poco, el presidente Peña promovió como panaceas reformas estructurales que han resultado un fracaso, desde la de telecomunicaciones, hasta la energética, sin olvidar la educativa o la financiera y hacendaria.

Además el  crecimiento del país ha sido menos que mediocre y todavía lo presume en su IV informe al compararlo con el de sus dos antecesores panistas, cuando desde su campaña y reiterado en al inicio de su gobierno, sostuvo que para estas fechas tendríamos crecimiento superiores al 5 por ciento y da el caso que no se llega ni al 2 por ciento.

Por lo que se ve, los mayores problemas para Peña Nieto y para el país están por venir, tanto en el campo económico, como en el social y el político. En este último campo nadie le concede la fuerza suficiente para conducir con éxito para su partido, el PRI, la selección del candidato presidencial y menos aún el proceso electoral federal.

Faltan prácticamente 25 largos y pesados meses de peñismo en medio de un profundo vació de poder, ¿qué sucederá?

SUSURROS

Quien más contento se encuentra en estos días es Andrés Manuel López Obrador porque cada día son más los mexicanos que lo ven como la única opción para el 2018, ante la debacle del gobierno, la estrepitosa caída priísta, la insuficiencia panista y la pulverización perredista. Sin embargo hay quienes todavía esperan que surja una imagen diferente a lo que se ha mencionado por cualquiera de esos tres partidos políticos…

También Donald Trump se encuentra contento. Tras verle la cara a Peña Nieto su popularidad repuntó y su discurso de odio penetra peligrosamente en amplios sectores de Estados Unidos a poco más de dos meses de las elecciones…

Quienes no andan tan contentos son la canciller Claudia Ruiz Massieu, a quien le corresponde cargar con el muertito por el cargo que ocupa, y el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, al que todos señalan como el artífice del fiasco político que pone a Peña en la peor situación del sexenio, de suyo negativo.

 

Email: a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.  Twitter:  salvador_mtz

 

 

 

 

Imprimir       Correo electrónico

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Aunque Pese